10 de octubre de 2008

Cerezas de Curupisa


En estos aros puse dos bolas forradas con hilo Pilar, un hilo de algodón muy bueno, hecho en Paraguay.
Para forrar bolas, el procedimiento es sencillo. Se parte de una anilla pequeña (esa que llaman mágica) que se forma con el hilo alrededor del índice de la mano izquierda. Se pasa el ganchillo desde adelante hacia atrás, por el centro, y se trae de vuelta una lazada. A partir de esto trabajar en círculo sin cerrar la vuelta con punto raso, siguiendo en espiral (saltando del último punto de la vuelta al primero de la anterior)
1a v: 5 pb en la anilla.
2a v: 2 pb en cada punto de base.
2a v: * 1 pb en un punto, 1 aum en el siguiente*. Repetir de * a * toda la vuelta.
3a v: *1 aum en un pb, 1 pb en cada uno de los 2 sigtes* repetir toda la vuelta.
Se sigue con los aumentos hasta lograr el diámetro de la bola a forrar. Para eso, se agrega en cada vuelta 1 punto más entre aumento y aumento. Pero hay que saber dónde detenerse, esto es: pasando apenas un tercio de la altura de la bola (calculá a ojímetro). A partir de ahí se sigue sin aumentos y cuando se quiera ir cerrando la bola (ups), se empieza a disminuir. Si en la última vuelta con aumentos, estos tenían 4 puntos entre sí, se empieza con la misma cuenta. Esto es, cada cuatro puntos, una disminución. En cada vuelta sucesiva, se diminuye la cantidad de puntos intermedios, hasta cerrar completamente. Se remata y se esconde el hilo y yastá.

Finalmente, se decide qué catzo hacer con dos bolas rojas forradas al crochet (antes de hacer los aros, se me ocurrieron unas ideas...)

4 comentarios:

luisa dijo...

QUE LINDAS CURU

Abrujandra dijo...

¿Qué ideas? ¿Qué ideas?

Curupisa dijo...

Abrujandra, por favor, no rompas las... cerezas con preguntas retóricas...

Abrujandra dijo...

Sí seño.