21 de agosto de 2009

Amoeba


Lentamente, la estructura celular de esta alfombra crece. Se alimenta de sustancias no biodegradables, y de a poco se torna de los colores del cielo, el sol y las hierbas que brotan lentamente en comarcas curupisas.
Hijo curupezno reclama a la criatura para sí. Algunas demandas son inapelables.

Slowly, this doormat's cellular structure is growing up. It feeds from non- biodegradable matter, and it slowly turns into the color of skies, sunshine and the grass that sprouts in curupisan territory.
Curupisan offspring reclaims this creature for himself. Some demands are indisputable.

De modo que adiós alfombra de bienvenida. Deberé, por tanto, apelar a soluciones de cronopio, para los reciénllegados a mi casa.

So goodbye, welcoming doormat. I shall then appeal to cronopios' solutions, to newcomers into my home.

4 comentarios:

Abrujandra dijo...

¿Lavable?
¿Quedará en la entrada?
¿Quedará en el dormitorio de Curupezno?
Ay, demasiados interrogantes.

Curupisa dijo...

Lavable en lavarropas... sólo que no resiste demasiado el calor.
Para la entrada estoy por hacer lo de la solución de los cronopios... Chake!

Aldhanax Swan dijo...

Qué buena idea!! Está preciosa!!Super original.. me estás dando muy buenas ideas.. Gracias por compartirla señora licenciada!
Besotes y buena semana

Andrea dijo...

Mirá qué linda la alfombrita!